Cigarrillos electrónico y jóvenes: una moda ‘saludable’ dudosa…

Estudios recientes parecen demostrar que el uso de cigarrillos electrónicos (e-cig) entre adolescentes jóvenes (a partir de 12-13 años) no está exento de riesgos. Concretamente se ha observado que en algunos jóvenes usuarios de estos ‘cigarrillos’ aparecen llagas en la boca y sangrados. Parece que los vapores liberados por los e-cig inflaman las encías, debilitándolas y pudiendo hacer que incluso se muevan piezas dentales.

Pero más allá de la boca, esos mismos vapores pasan a los pulmones donde se ha observado que la renovación de células que pudieran estar dañadas es más lenta. Más concretamente se ha observado que un tipo de células ‘reparadoras’ llamadas fibroblastos, ven disminuida su función, con lo cual no son tan eficientes reparando tejidos dañados. Además, los vapores de los e-cig pueden irritar las conducciones respiratorias y provocar tos recurrente con flemas que, en algunos casos, puede incluso predisponer a padecer bronquitis con más frecuencia.

En definitiva, que si buen fumar tabaco de la forma ‘tradicional’ no es saludable, hay que ser más que cauteloso con estas nuevas formas de fumar que, a menudo, se venden como saludables cuando en realidad no son inocuas…Conclusión: ¡no te aficiones demasiado a ‘vapear’!

“TU SALUD A PUNTO” te recomienda: Pack Respiratorio

CompárteloShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *